ESSION{id_auteur}|oui)

Portada del sitio > Mensual > 2019 > 2019/05 > El sindicalismo francés en tiempos de los “chalecos amarillos”

¿Abandonar las ideas para gestionar lo cotidiano o regresar a la ofensiva anticapitalista?

El sindicalismo francés en tiempos de los “chalecos amarillos”

El 52º congreso del sindicato francés Confederación General del Trabajo (CGT) se celebra del 13 al 17 de mayo. Zarandeada por el movimiento de los “chalecos amarillos”, que le ha arrebatado el testigo de la protesta social, y en declive en las elecciones sindicales, la central sindical difícilmente puede prescindir de hacer balance, así como de aclarar su línea y sus acciones. La posible infiltración del ideario de la extrema derecha entre los afiliados también provoca inquietud en la dirección del sindicato.

por Jean-Michel Dumay, mayo de 2019

En un rincón de su despacho, en la sede de la Confederación General del Trabajo (CGT) en Montreuil, Philippe Martinez, secretario general de la organización, ha colocado una fotografía aérea de las antiguas fábricas de Renault, en Boulogne-Billancourt. En la discusión, el técnico, exdelegado sindical, habla a menudo y con orgullo de su empresa. El metalúrgico ha conservado el sentido de las metáforas automovilísticas. “Mi principal preocupación es que no cambiemos a segunda y a tercera”, señala en vísperas del 52º congreso del sindicato, durante el cual aspirará a renovar su mandato.

Y es que, para la central, urge progresar. Por una parte, el número oficial de sindicados se va erosionando: de 695.000 en 2012 cayó a 636.000 en 2017, volviendo así al nivel de comienzos de los años 1990. Por otra parte, su resultado en las elecciones sindicales ha continuado descendiendo: a finales de 2018, la CGT incluso cedió su (...)

Este artículo está reservado a suscriptores.

Si usted es suscriptor, introduzca sus datos a continuación para continuar con la lectura.


¿Todavía no es suscriptor?

Elija su fórmula de suscripción y cree su cuenta.