ESSION{id_auteur}|oui)

Portada del sitio > Mensual > 2018 > 2018/12 > El regreso del neoliberalismo a Ecuador

Viraje a la derecha del sucesor de Rafael Correa

El regreso del neoliberalismo a Ecuador

Durante la presidencia de Rafael Correa (2007-2017), Ecuador entusiasmó a menudo a los progresistas: reduciendo la pobreza, imponiendo a los inversores una reestructuración de su deuda, concediendo asilo político a Julian Assange, el fundador de WikiLeaks… ¿Cómo explicar el giro de ciento ochenta grados de su sucesor, Lenín Moreno, elegido para desarrollar la misma política?

por Franklin Ramírez Gallegos, diciembre de 2018

Mayo de 2017. La entrada en funciones de Lenín Moreno como presidente de Ecuador provocó un suspiro de alivio entre los progresistas latinoamericanos. Al ganarle al banquero Guillermo Lasso, Moreno acababa de frenar el avance de la derecha en la región tras la elección de Horacio Cartes en Paraguay, en 2013, de Mauricio Macri en Argentina, en 2015, o el nombramiento de Michel Temer en Brasil a raíz de la destitución (más que cuestionada) de Dilma Rousseff, en 2016.

Durante la campaña, Moreno prometió continuar con la “revolución ciudadana” de su predecesor Rafael Correa, una mezcla de desarrollo, de redistribución y de reconstrucción del Estado. También se comprometió a corregir el estilo, considerado agresivo y “verticalista”, del presidente saliente. ¿Su promesa? Organizar un gran diálogo nacional para acabar con la polarización, que habría agotado a una parte de la población. El cuestionamiento del modelo correísta se reforzó con la crisis económica (...)

Este artículo está reservado a suscriptores.

Si usted es suscriptor, introduzca sus datos a continuación para continuar con la lectura.


¿Todavía no es suscriptor?

Elija su fórmula de suscripción y cree su cuenta.