ESSION{id_auteur}|oui)

Portada del sitio > Mensual > 2012 > 2012/08 > Así fue el golpe de Estado en Paraguay

Vía crucis de Fernando Lugo

Así fue el golpe de Estado en Paraguay

En 2008, Fernando Lugo, un obispo de la combativa región de San Pedro –sede de importantes luchas campesinas– y líder de la Alianza Patriótica para el Cambio (APC) llegaba a la presidencia de Paraguay. Aprovechando una fuerte división en el seno del dominante Partido Colorado –con 61 años ininterrumpidos en el poder, incluyendo los 35 de la dictadura de Alfredo Stroessner–, Lugo logró ganar las elecciones y abrir una nueva etapa en la historia de Paraguay. Pero el pasado 22 de junio, el Senado sometió al Presidente Lugo a un expeditivo juicio político y lo destituyó fulminantemente mediante un “golpe de Estado institucional”.

por Pablo Stefanoni, agosto de 2012

El 15 de junio, en el distrito de Curuguaty, la ocupación de una hacienda acabó con la muerte de 11 campesinos –de los llamados carperos– y seis policías . Una semana después, el presidente Fernando Lugo era destituido por el Congreso, en un juicio político relámpago, con esta matanza como eje de la acusación lanzada por la totalidad de los partidos tradicionales. La movilización popular fue escasa, y el propio Lugo la desalentó aceptando de hecho el dictamen congresal al que, no obstante, consideró un golpe de Estado.

De esta forma, se puso fin a un proceso de cambio que comenzó en 2008 cuando el ex obispo de San Pedro –una región de combativos movimientos campesinos– lograba la hazaña de acabar con 61 años seguidos de dominio de la Asociación Nacional Republicana, más conocida como Partido Colorado. Destituido Lugo, el vicepresidente liberal Federico Franco se quedó en el Palacio de los (...)

Este artículo está reservado a suscriptores.

Si usted es suscriptor, introduzca sus datos a continuación para continuar con la lectura.


¿Todavía no es suscriptor?

Elija su fórmula de suscripción y cree su cuenta.

P.-S.

LMD en español