ESSION{id_auteur}|oui)

Portada del sitio > Mensual > 2012 > 2012/06 > La diplomacia del teléfono móvil a la conquista de los pobres

Estados Unidos, aliado con los sectores empresariales y humanitarios, se vuelca en las nuevas tecnologías

La diplomacia del teléfono móvil a la conquista de los pobres

Tras el golpe de Estado en Malí, el director de Microsoft en África, Cheick Modibo Diarra, fue nombrado primer ministro. Google, cuyos trabajadores destacaron durante la “primavera árabe”, contrata a militantes por los derechos humanos, y la secretaria de Estado estadounidense Hillary Clinton concede apoyo a proyectos humanitarios que combinan negocios y tecnología: hemos entrado en la era de la diplomacia digital.

por Laurence Allard, junio de 2012

En las horas posteriores al terremoto del 12 de enero de 2010 en Haití, diferentes iniciativas permitieron cartografiar las necesidades, las peticiones de ayuda, las llamadas de familias de desaparecidos… Docente e investigador, especialista en cartografía de crisis, Patrick Meier se asoció en ese momento con el programador keniano David Kobia, quien en 2007 había creado el sistema Ushahidi, diseñado para permitirles a los ciudadanos denunciar los enfrentamientos poselectorales. Ahora bien, de manera inesperada, esta herramienta brindó una plataforma para la información de emergencias en Haití cuando Meier y Kobia elaboraron un sistema de alertas geolocalizadas transmitidas por teléfono móvil. El operador Digicel siguió sus pasos y proveyó a los haitianos de un número único de emergencias, el 4636. Así fue como se salvaron centenares de vidas.

Con la ayuda del servicio de mensajería (SMS) de los teléfonos móviles y de diferentes instrumentos de geolocalización, Ushahidi permitió organizar la respuesta con (...)

Este artículo está reservado a suscriptores.

Si usted es suscriptor, introduzca sus datos a continuación para continuar con la lectura.


¿Todavía no es suscriptor?

Elija su fórmula de suscripción y cree su cuenta.