ESSION{id_auteur}|oui)

Portada del sitio > Mensual > 2019 > 2019/01 > La SDN y su rechazo a la “igualdad racial”

La humillación de Japón en la conferencia de paz de 1919

La SDN y su rechazo a la “igualdad racial”

Hace cien años se celebraba la conferencia de paz que consagró la desaparición de los imperios alemán, austrohúngaro y otomano tras la Primera Guerra Mundial. Se han analizado ampliamente las funestas consecuencias del Tratado de Versalles en Europa, pero se conoce menos el resentimiento ambiguo de Japón, que fracasó en su intento de que la Sociedad de Naciones reconociera la “igualdad racial”.

por Matsunuma Miho, enero de 2019

La Primera Guerra Mundial permitió a Japón emerger como una potencia de primer orden en el concierto de las naciones. El imperio aprovechó su entrada en el conflicto junto a la Entente contra Alemania, en 1914, para reforzar sus posiciones tanto en el Extremo Oriente como en el océano Pacífico. En la sesión inaugural de la Conferencia de Paz, el 18 de enero de 1919, forma parte del consejo de los cinco principales vencedores, disponiendo de dos asientos, al igual que Estados Unidos, Reino Unido, Francia e Italia.

La conferencia que tiene lugar en París, y posteriormente en Versalles, prepara los tratados que deben sellar diplomáticamente la Primera Guerra Mundial, e instaurar una nueva organización internacional que se pretende garantice la solución pacífica de los conflictos: la Sociedad de Naciones (SDN). El Gobierno japonés fija a su delegación dos objetivos principales: la sucesión de los derechos alemanes en China (provincia de (...)

Este artículo está reservado a suscriptores.

Si usted es suscriptor, introduzca sus datos a continuación para continuar con la lectura.


¿Todavía no es suscriptor?

Elija su fórmula de suscripción y cree su cuenta.

Cartografía

Estados e imperios en 1919

Miniatura del mapa