ESSION{id_auteur}|oui)

Portada del sitio > Mensual > 2019 > 2019/01 > Rusia se afirma en el mar Negro

Detrás de la batalla naval contra Ucrania

Rusia se afirma en el mar Negro

Desde la anexión de Crimea en 2014, Rusia refuerza su dominio militar en el mar Negro y Turquía se adapta a ello. Con el control de los estrechos del Bósforo y de los Dardanelos, ha desempeñado durante mucho tiempo el papel de obstáculo contra la expansión rusa hacia los mares cálidos. En la actualidad, Ankara y Moscú, con una gran hostilidad con respecto a Washington, mantienen a las fuerzas navales occidentales a distancia.

por Igor Delanoë, enero de 2019

El 25 de noviembre de 2018, los guardacostas rusos abordaron tres buques de guerra ucranianos que intentaban franquear el estrecho de Kerch. La flota, que había partido de Odesa, iba rumbo al mar de Azov, donde Kiev dispone de algunos centenares de kilómetros de costas. Más allá del incidente, esa escaramuza naval ocurrió en un contexto securitario regional en el que Rusia tomó el control desde que anexionó Crimea, en marzo de 2014.

La rivalidad por el acceso a un mar cerrado se añade ahora a la larga lista de tensiones que mantienen rusos y ucranianos. El incidente del 25 de noviembre es el último, y el más grave, de una serie de abordajes y de controles imprevistos de buques que han atravesado el mar de Azov desde comienzos de 2018.

En virtud de un acuerdo firmado en 2003, este mar fue por mucho tiempo, y por derecho, un condominio ruso-ucraniano. El (...)

Este artículo está reservado a suscriptores.

Si usted es suscriptor, introduzca sus datos a continuación para continuar con la lectura.


¿Todavía no es suscriptor?

Elija su fórmula de suscripción y cree su cuenta.

Cartografía

Alianzas y conflictos vinculados con el mar Negro

Miniatura del mapa