ESSION{id_auteur}|oui)

Portada del sitio > Mensual > 2015 > 2015/10 > En el país de las conquistas sindicales

Una pieza clave de la vida política uruguaya

En el país de las conquistas sindicales

Existen mil y una formas para mejorar las condiciones de vida de los asalariados. A menudo abandonados por los poderes políticos –incluidos los progresistas–, una de esas formas consiste en permitirles que se defiendan ellos mismos a través de sus sindicatos. Ésta es la vía que ha elegido el pequeño país latinoamericano, Uruguay. Con un éxito que, en la actualidad, va más allá de los lugares de trabajo.

por Christophe Ventura, octubre de 2015

El pasado 28 de febrero de 2015, la Plaza de la Independencia de Montevideo estaba repleta de gente. A pocas horas de la investidura del nuevo presidente, Tabaré Vázquez, miles de personas se concentran alrededor de la imponente estatua ecuestre de bronce de José Gervasio Artigas, el “libertador” de Uruguay, que domina el lugar y delimita la frontera entre el casco viejo y el centro. Todas las miradas están puestas en la Torre Ejecutiva, sede de la presidencia de la República, que bordea la plaza por el lado sur. Vázquez ya dirigió el país entre 2005, fecha de la primera victoria electoral de la coalición de centro izquierda Frente Amplio, y 2010. Esta vez ha derrotado al candidato del Partido Nacional (conservador), Luis Lacalle Pou, con el 53% de los votos.

Pero ahora, al pie de esta torre acristalada revestida con un paramento de piedra blanca, el presidente saliente José Mujica, (...)

Este artículo está reservado a suscriptores.

Si usted es suscriptor, introduzca sus datos a continuación para continuar con la lectura.


¿Todavía no es suscriptor?

Elija su fórmula de suscripción y cree su cuenta.