ESSION{id_auteur}|oui)

Portada del sitio > Mensual > 2019 > 2019/10 > De profesión, “troll”

De profesión, “troll”

por Thibault Henneton, octubre de 2019

“¿Y Yemen?”. El tuit de Le Monde diplomatique [edición francesa] decía: “El Amazonas todavía se puede salvar”; se trataba del titular de un artículo de 1989 que tenía que ver con preocupaciones actuales. “¿Y Yemen?”, replicó un lector, sumiendo en la perplejidad al animador de la cuenta de Twitter del mensual.

Sin duda, quienes frecuentan las redes sociales, han observado el fenómeno: para comentar un mensaje en las redes sociales, no hay ninguna necesidad de haberlo leído. Un teclado y una conexión bastan para imponer una obsesión personal. Se llama “troles” a los más radicales de estos comentaristas. Con sus provocaciones, pueden hacer descarrilar un hilo de Twitter, una página de Facebook o un blog. Lo que complica singularmente la tarea de las marcas y los medios de comunicación en Internet, puesto que cualquier contenido compartido en línea –una frase, una fotografía, un hashtag– es susceptible, pasado cierto umbral de viralidad, (...)

Este artículo está reservado a suscriptores.

Si usted es suscriptor, introduzca sus datos a continuación para continuar con la lectura.


¿Todavía no es suscriptor?

Elija su fórmula de suscripción y cree su cuenta.