ESSION{id_auteur}|oui)

Portada del sitio > Mensual > 2005 > 2005/10 > Capitalismo de catástrofe

Tras la fatalidad, la purga social en Nueva Orleans

Capitalismo de catástrofe

por Mike Davis, octubre de 2005

La tormenta que ha destruido Nueva Orleans fue producto de una importante perturbación atmosférica originada el 23 de agosto a 200 kilómetros de las Bahamas. Clasificada inicialmente como “Depresión tropical 12”, se intensificó rápidamente hasta convertirse en “Tormenta tropical Katrina”, la undécima tormenta en una de las temporadas de huracanes más agitadas de la historia. Al llegar a Miami el día 24, Katrina se había convertido en un pequeño huracán –categoría uno según la escala de huracanes Saafir-Simpson– con vientos de 125 km por hora que mataron a nueve personas y dejaron sin energía eléctrica a 1 millón de residentes.

Después de atravesar Florida hacia el Golfo de México, donde sopló durante cuatro días, Katrina sufrió una transformación monstruosa e inesperada. Al absorber la enorme energía acumulada por las aguas inusualmente calientes del Golfo –tres grados por ­encima del nivel habitual de agosto– se transformó en un pavoroso huracán de categoría (...)

Este artículo está reservado a suscriptores.

Si usted es suscriptor, introduzca sus datos a continuación para continuar con la lectura.


¿Todavía no es suscriptor?

Elija su fórmula de suscripción y cree su cuenta.