ESSION{id_auteur}|oui)

Portada del sitio > Mensual > 2008 > 2008/01 > “Nunca habrá un Kurdistán”

Ankara reprime a la oposición kurda

“Nunca habrá un Kurdistán”

El 18 de diciembre de 2007, el ejército turco efectuó una incursión en territorio iraquí contra las posiciones del Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK). Pero el verdadero desafío lanzado contra Ankara viene de las reivindicaciones identitarias de la población kurda en Turquía, que se enfrentan a la vieja concepción del Estado kemalista homogéneo. Los opositores, sospechosos de relaciones con el PKK, sufren discriminaciones y represión política.

por Olivier Piot, enero de 2008

Awat H. tiene cerca de cincuenta años, expresión de fatiga, el cabello encanecido por casi treinta años de aislamiento en las cárceles turcas, y atiende un pequeño comercio en Dyarbakir. En las paredes de su modesto local no se ve ningún retrato de Atatürk, y ninguna bandera turca. Liberado en 2006, Awat volvió a vivir en la capital histórica del Kurdistán, por el cual comenzó a luchar en la universidad, a finales de la década de 1970. Al saber que hemos visitado campamentos clandestinos del Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK) en las montañas del norte de Irak, su desconfianza se esfuma. Pero, como todos los que aceptan hablar, exige el anonimato. “Aquí, nosotros vivimos como los palestinos de Gaza y de Cisjordania, en permanente contacto con un ejército y una policía de ocupación, que vigilan cada uno de nuestros actos. Vayan hasta la frontera iraquí, vean nuestras ciudades (...)

Este artículo está reservado a suscriptores.

Si usted es suscriptor, introduzca sus datos a continuación para continuar con la lectura.


¿Todavía no es suscriptor?

Elija su fórmula de suscripción y cree su cuenta.