ESSION{id_auteur}|oui)

Portada del sitio > Mensual > 2008 > 2008/11 > Las elites, la crisis y los macarrones de Mauss

Sobresaltos bursátiles, fluctuaciones monetarias, incertidumbre económica

Las elites, la crisis y los macarrones de Mauss

Un año después de iniciada, la crisis de los créditos inmobiliarios estadounidenses ha degenerado en un sismo financiero mundial amplificado por el alza de precios de la energía y de las materias primas. Primeras afectadas, las poblaciones protestan. La creencia en las virtudes del capitalismo global se evapora. Pero, esta vez, los cuestionamientos al “fundamentalismo liberal” emanan también de empresarios, de banqueros, de responsables políticos. Atemorizados, todos reclaman cambios susceptibles de restablecer el orden.

por Pierre Rimbert, noviembre de 2008

Un día en el que se preguntaba cómo podía dar cuenta de las crisis, el etnólogo Marcel Mauss se sobresaltó: “La manera en que vi cómo mi carnicera me servía gelatina de carne me aclaró la situación”. Mauss explica que la sociedad “es algo que se ‘sostiene’”. (…) Es un “fijador” como la gelatina de carne”. La crisis “es el momento en que ‘ya no se sostiene’. (…) Es el ‘deshielo’, son las moléculas de la salsa a base de gelatina de carne que caen sobre los macarrones”. Pero también es “un estado en el cual las cosas irregulares son la regla, y las cosas regulares imposibles”.

Un estado en el que las vacilantes finanzas, el precio de la energía y la desconfianza popular provocan una serie de desajustes: en Wall Street, la Reserva Federal (Fed) coloca bancos bajo su tutela; en los Países Bajos se legisla sobre el salario de (...)

Este artículo está reservado a suscriptores.

Si usted es suscriptor, introduzca sus datos a continuación para continuar con la lectura.


¿Todavía no es suscriptor?

Elija su fórmula de suscripción y cree su cuenta.