ESSION{id_auteur}|oui)

Portada del sitio > Mensual > 2012 > 2012/10 > El futuro de Europa se discute a puerta cerrada

Entre bastidores en las reuniones bruselenses

El futuro de Europa se discute a puerta cerrada

De una cumbre de la crisis del euro a otra, el Consejo Europeo se cuela en la portada de los medios de comunicación. No obstante, exceptuando el desfile de coches oficiales y el runrún de las conferencias de prensa, en general se ignora prácticamente todo de los debates que agitan las discretas salas donde se reúnen los veintisiete jefes de Estado y de Gobierno. Sólo algunos iniciados tienen acceso a ellas.

por Christophe Deloire y Christophe Dubois, octubre de 2012

Desde mayo de 1995, los jefes de Estado y de Gobierno europeos se vienen reuniendo en un imponente edificio bautizado en honor a Justus Lipsius, filólogo y humanista del siglo XV que estudió en Bruselas. Cerca de la rotonda Robert Schuman, frente a la histórica sede de la Comisión Europea, el Justus Lipsius alberga tanto las reuniones del Consejo de la Unión Europea como las del Consejo Europeo (véase recuadro). En cada Consejo Europeo, los jefes de Estado y de Gobierno entran por una especie de parking en la parte posterior del edificio. Aunque se supone que facilita la circulación de los coches oficiales, se parece más a una puerta trasera.

En la sala de reuniones 50.1, los veintisiete líderes son recibidos por el presidente permanente del Consejo, el ex primer ministro belga Herman van Rompuy. También está presente el presidente de la Comisión, José Manuel Barroso. Detrás, los (...)

Este artículo está reservado a suscriptores.

Si usted es suscriptor, introduzca sus datos a continuación para continuar con la lectura.


¿Todavía no es suscriptor?

Elija su fórmula de suscripción y cree su cuenta.