ESSION{id_auteur}|oui)

Portada del sitio > Mensual > 2013 > 2013/10 > Damasco, el aliado molesto de Teherán

Damasco, el aliado molesto de Teherán

El presidente iraní Hasan Rohaní se ofreció para actuar como mediador en el conflicto sirio. De más de treinta años de antigüedad, ¿corren peligro las relaciones entre Damasco y Teherán? ¿Se prepara la República islámica para modificar su política y abandonar al presidente Al Asad?

por Ali Mohtadi, octubre de 2013

xiliado en Nayaf, Irak, desde 1964, el ayatolá Ruhollah Jomeini decidió en 1978 abandonar ese país para escapar a las presiones del poder baasista de Sadam Hussein. Algunos de sus allegados le aconsejaron que eligiera Siria, también dirigida por el partido Baas, pero por una rama resueltamente hostil a Sadam Hussein. Desconfiado debido a su experiencia iraquí, el ayatolá eligió, finalmente, Francia. Sin embargo, a pesar de esta desconfianza, la Siria de la familia Assad, en el poder desde 1970, supo convertirse en un aliado estratégico de la República Islámica de Irán y sacar provecho, durante treinta años, de los planes financieros, militares y económicos.

Distintos elementos contribuyeron a esta alianza. A partir de 1978, después de los Acuerdos de Camp David entre Anwar El-Sadat y Menachem Begin, preludios de la paz entre Egipto e Israel, el presidente Hafez El-Assad buscó un nuevo socio para reemplazar a El Cairo. Se transformó (...)

Este artículo está reservado a suscriptores.

Si usted es suscriptor, introduzca sus datos a continuación para continuar con la lectura.


¿Todavía no es suscriptor?

Elija su fórmula de suscripción y cree su cuenta.

Recuadro

Los que dicen no

DossierLo que revela la crisis siria

En pocos días, se ha pasado de la perspectiva de bombardeos estadounidenses y franceses en Siria a negociaciones entre Washington y Moscú. Teherán, hasta ahora recluida en su apoyo incondicional a Damasco, deja entrever posibles aperturas. Este cruce refleja los cambios del orden internacional.
  • El gran viraje de Estados Unidos

    Michael T. Klare
    Desde el comienzo de la guerra civil en Siria, el presidente estadounidense Barack Obama hizo saber que prefería evitar una intervención directa de Estados Unidos.
  • Dura debacle de la diplomacia francesa

    Olivier Zajec
    En Nueva York, François Hollande se reunió con su homólogo iraní, a quien anteriormente quería excluir de las negociaciones sobre Siria. Un viraje de París, inspirado una vez más en las decisiones diplomáticas de Washington.
  • La seguridad colectiva busca nuevos abogados

    Anne-Cécile Robert
    Los diplomáticos ya discuten más acerca de los derechos de la persona que de la protección colectiva, a riesgo de desestabilizar la ONU.