Portada del sitio > Mensual > 2020 > 2020/08 > Cómo poner fin a la precariedad en la cultura

Es necesario un mecanismo de remuneración decente de los trabajadores del sector cultural

Cómo poner fin a la precariedad en la cultura

El mundo del arte y la cultura, violentamente sacudido por la gestión de la crisis sanitaria, comprueba los límites de un modelo en el que la remuneración está muy vinculada a la dinámica de los mercados. En Francia se ha abierto el debate para extender y reforzar el régimen laboral de la intermitencia para encaminarse hacia el salario de por vida, concebido como un derecho político, posibilitaría que los trabajadores de la cultura liberaran sus actividades del capital y los subsidios estatales.

por Aurélien Catin, agosto de 2020

Los trabajadores del arte y la cultura están pasando por momentos difíciles. En el sector del espectáculo, teatros y cines han cerrado, lo que ha detenido bruscamente el proceso de difusión de las obras y las entradas de dinero. En las artes visuales, las galerías y los museos han dejado de recibir al público. En el sector del libro, los escaparates de las librerías han permanecido con la persiana bajada durante semanas. Trabajadores en situaciones heterogéneas (artistas y autores, empleados, trabajadores temporales, pequeños emprendedores, etc.) se han visto abocados al paro parcial o se han encontrado sin contratos ni recursos.

En Francia, decenas de miles de ellos actualmente no tienen ingresos o dependen de mecanismos inadecuados, como el “fondo de solidaridad para pequeñas y medianas empresas, autónomos y microemprendedores”, disponible para artistas-autores desde el pasado abril. Al mismo tiempo, su protección social se ve comprometida, ya que, en parte, es proporcional (...)

Este artículo está reservado a suscriptores.

Si usted es suscriptor, introduzca sus datos a continuación para continuar con la lectura.


¿Todavía no es suscriptor?

Elija su fórmula de suscripción y cree su cuenta.

NECESITAMOS TU APOYO

La prensa libre e independiente está amenazada, es importante para la sociedad garantizar su permanencia y la difusión de sus ideas.