ESSION{id_auteur}|oui)

Portada del sitio > Mensual > 2012 > 2012/12 > Palestina se niega a desaparecer

De la ofensiva contra Gaza a la batalla de las Naciones Unidas

Palestina se niega a desaparecer

Mientras el alto el fuego en Gaza, negociado por Egipto, consolidaba la posición de Hamás tanto en el plano regional como interno, las Naciones Unidas examinaban la candidatura de Palestina como Estado observador, presentada por el presidente Mahmoud Abbas. Éste, considerablemente debilitado, se enfrenta a Israel, a Estados Unidos y a diversos países europeos, pero también al escepticismo de la propia población palestina.

por Leila Farsakh, diciembre de 2012

“En un momento en que los pueblos árabes reafirman su búsqueda de democracia, en lo que se ha dado a conocer como ‘la primavera árabe’, ha llegado la hora de la ‘primavera palestina’, el tiempo de la independencia”, declaraba Mahmoud Abbas ante la Asamblea General de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) el 23 de septiembre de 2011, ante los nutridos aplausos de la audiencia. Un año después, cuando el presidente de la Autoridad Palestina vuelve a hablar ante la misma Asamblea, la ­independencia parece más inalcanzable que nunca.

La primavera árabe ha abierto una era de exigencias democráticas sin precedentes en Oriente Próximo. En el contexto palestino, ha motivado a la ­población a reclamar de modo más insistente, cuando no el fin, al menos un examen crítico del proceso de Oslo, del régimen que de este surgió y del principio que lo funda: el de los dos Estados (...)

Este artículo está reservado a suscriptores.

Si usted es suscriptor, introduzca sus datos a continuación para continuar con la lectura.


¿Todavía no es suscriptor?

Elija su fórmula de suscripción y cree su cuenta.