ESSION{id_auteur}|oui)

Portada del sitio > Mensual > 2017 > 2017/09 > Las “rutas de la seda” pasan por Kazajistán

La asociación con China contrarresta la influencia de Moscú

Las “rutas de la seda” pasan por Kazajistán

Creadas en 2013 por el presidente Xi Jinping, las “rutas de la seda” deben unir, por tierra y mar, China con Oriente Próximo, con África y con Europa, pasando por Asia Central. Aunque al principio Rusia vio en estas una injerencia china en su patio trasero, hoy en día prepara una cooperación de la que espera obtener consecuencias positivas. Kazajistán, por su parte, busca un equilibrio entre ambos gigantes.

por Arthur Fouchère, septiembre de 2017

Entre las ciudades de Taraz y Shymkent, en el sur de Kazajistán, con frecuencia se puede ver a campesinos que guían a su ganado a lo largo de tramos de autopista completamente nuevos. Nos encontramos en el inicio del extremo oeste de las nuevas rutas de la seda, las de la iniciativa china “Un cinturón, una ruta”: un programa de construcción de vías rápidas, ferrocarriles, infraestructuras portuarias y oleoductos en más de sesenta países. Los objetivos de este proyecto de China, que suele ser comparado con el plan Marshall estadounidense para Europa tras la Segunda Guerra Mundial: aumentar la seguridad en el traslado de sus productos hacia los principales centros de consumo en Europa, África y Asia, y crear corredores económicos dinámicos capaces de fomentar su crecimiento, a la vez que se tejen alianzas diplomáticas duraderas con los países beneficiarios.

Para las rutas terrestres, Kazajistán constituye un punto de paso obligado. (...)

Este artículo está reservado a suscriptores.

Si usted es suscriptor, introduzca sus datos a continuación para continuar con la lectura.


¿Todavía no es suscriptor?

Elija su fórmula de suscripción y cree su cuenta.