ESSION{id_auteur}|oui)

Portada del sitio > Mensual > 2017 > 2017/02 > Justin Trudeau, la otra cara de un icono

En Canadá, el “progresismo” del siglo XXI

Justin Trudeau, la otra cara de un icono

El primer ministro canadiense Justin Trudeau, encantador y hábil comunicador, atrae a dirigentes sindicales y a patronos. Al abogar por la apertura económica y a la vez cultural, pretende encarnar la renovación del campo progresista y aparece como la antítesis de Donald Trump. Sin embargo, al igual que su homólogo estadounidense, participa en la recomposición de las divisiones políticas tradicionales.

por Jordy Commings, febrero de 2017

“Nuevo Superman de la política”, según Le Point (2 de mayo de 2016), “hombre del año” para Courrier international (19 de octubre de 2016), “cara amable de América” para El País (27 de noviembre de 2016) y “ejemplo para el mundo” a ojos de The Economist (29 de octubre de 2016): a los medios de comunicación les encanta Justin Trudeau, el dirigente del Partido Liberal de Canadá (PLC) que se convirtió en primer ministro después de obtener la victoria en las elecciones federales de octubre de 2015.

Joven, elegante, con un tatuaje del emblema de una tribu autóctona en el bíceps izquierdo, el hombre que cuenta con 3,6 millones de seguidores en Facebook fue calificado por los medios de comunicación estadounidenses, como el sitio web E! Online (20 de octubre de 2015), como “dulce de sirope de arce que bien podría ser un rico tentempié”. Trudeau, combinando el poder de atracción (...)

Este artículo está reservado a suscriptores.

Si usted es suscriptor, introduzca sus datos a continuación para continuar con la lectura.


¿Todavía no es suscriptor?

Elija su fórmula de suscripción y cree su cuenta.