ESSION{id_auteur}|oui)

Portada del sitio > Mensual > 2005 > 2005/05 > Una «enfermedad social»

Una «enfermedad social»

por Mona Chollet, mayo de 2005

¿Cómo responder a la violencia masculina? Germaine Watine, portavoz de la Federación Nacional Solidaridad con las Mujeres (FNSF), insiste en la necesidad de una sanción: “Esos hombres a menudo no tienen conciencia de estar equivocados. Uno de ellos, cuya mujer está escondida desde hace semanas, llegó a decirnos magnánimamente: “Díganle que puede volver, que no habrá represalias, que la perdono”. Si la sociedad no los reorienta mete en la cárcel rápidamente, crece el riesgo de que asesinen cuando la mujer los deja. Porque entonces caen desde muy arriba”. Sin embargo, Daniel Welter-Lang advierte contra la tentación de enviar a los hombres a la cárcel sin más trámites: “La justicia debe marcar la norma colectiva. Pero existen en Francia 400.000 hombres que ya han golpeado a sus mujeres. ¿Acaso vamos a crear 400.000 cárceles para darles cabida? Sin contar que la prisión es una verdadera escuela de violencia viril, que sólo (...)

Este artículo está reservado a suscriptores.

Si usted es suscriptor, introduzca sus datos a continuación para continuar con la lectura.


¿Todavía no es suscriptor?

Elija su fórmula de suscripción y cree su cuenta.