ESSION{id_auteur}|oui)

Portada del sitio > Mensual > 2003 > 2003/12 > El sonido del Brasil de «Lula»

Un año después de la euforia de la victoria electoral

El sonido del Brasil de «Lula»

Ya sea a través de la revolución estética de la bossa-nova o el “tropicalismo” de los años de la dictadura, la música está íntimamente ligada a los acontecimientos de la historia de Brasil. Con la inmensa esperanza de un cambio radical, aparece una nueva generación de creadores.

por Jacques Denis, diciembre de 2003

«Brasil no ha alcanzado la pubertad por culpa de la elite colonial que nos inculcó las ideas de individualismo y rentabilidad. Mi generación es solitaria, pero debería ser solidaria». Esta constatación en forma de consigna lleva la firma del músico Lenin. Este cuadragenario vivaz, nativo de Recife, debe su nombre a su padre, figura del Partido Comunista (PC) en el Nordeste brasileño. En su casa, el gato se llamaba Rosa Luxemburgo y el perro Fidel. El nombre de pila del hermano era Ernest Renan, la madre practicaba macumba. En síntesis, en este ex estudiante de biología, el socialismo es surrealista, tropical… y más actual que nunca.

Al igual que su ilustre homónimo, Lenin anhela que el mundo (se) cambie. En «Falange Cannibal», da las gracias a todo el planeta, empezando por Jesús y Fidel: «A pesar de sus errores, Fidel sigue siendo el grano de arena frente a (...)

Este artículo está reservado a suscriptores.

Si usted es suscriptor, introduzca sus datos a continuación para continuar con la lectura.


¿Todavía no es suscriptor?

Elija su fórmula de suscripción y cree su cuenta.