ESSION{id_auteur}|oui)

Portada del sitio > Mensual > 2006 > 2006/04 > De la resistencia ciudadana a la desobediencia cívica

De la resistencia ciudadana a la desobediencia cívica

por Evelyne Sire-Marin y Nuri Albala, abril de 2006

Desde los grupos que arrancan las plantas de maíz transgénico, hasta las asociaciones que –como Droit Au Logement (DAL, Derecho a la vivienda)– ocupan pisos vacíos, la desobediencia a la ley se ha convertido en Francia en una forma frecuente de acción política y social. Para justificarla se invocan razones imperiosas, como el principio de precaución –dado que se ignoran las consecuencias que pueden tener sobre la salud las plantas transgénicas– o la falta de dignidad social que afecta a las personas sin una vivienda digna. Esas justificaciones, evidentemente nobles, pueden lograr fácilmente adhesión. Sin embargo, cabe preguntarse qué responder a quienes oponen otros principios fundamentales, como la libertad de la investigación científica o el derecho a la propiedad (reconocido por la Declaración de los Derechos del Hombre y del Ciudadano).

Subjetiva y variable, la conciencia que cada uno tiene del bien y del mal no basta, en efecto, para justificar (...)

Este artículo está reservado a suscriptores.

Si usted es suscriptor, introduzca sus datos a continuación para continuar con la lectura.


¿Todavía no es suscriptor?

Elija su fórmula de suscripción y cree su cuenta.