ESSION{id_auteur}|oui)

Portada del sitio > Mensual > 2010 > 2010/06 > Pero, ¿por qué hay que salvar a toda costa a la moneda única europea?

Tras la orgía especulativa, ajuste para (casi) todos

Pero, ¿por qué hay que salvar a toda costa a la moneda única europea?

“Si el euro fracasa –declaró la canciller alemana Angela Merkel, el 13 de mayo pasado– fracasa Europa”. Once años después de la creación del euro, el Banco Central Europeo (BCE) renunció a todos sus principios para tratar de poner fin a la crisis financiera. Con una única consigna: salvar a la moneda europea. Análisis de los fundamentos de ese voluntarismo eurófilo. Y descripción de sus beneficiarios.

por Akram Belkaïd, junio de 2010

Hemos escapado por poco a un escenario de catástrofe que habría podido conducir a la desaparición pura y simple del euro”, se estremece un alto funcionario europeo que cumple funciones en Bruselas. El viernes 7 de mayo pasado, la multiplicación de ataques especulativos contra las deudas soberanas griega, española y portuguesa estuvieron a punto de degenerar en una crisis sistémica. “Todos los índices bursátiles se hundían, había un aumento masivo de los tipos de interés de las obligaciones de numerosos países, el mercado interbancario se volvía tenso… Resurgían todos los síntomas que precedieron a la crisis del otoño de 2008”, explicó Christine Lagarde, ministra francesa de Economía.

Durante los días que siguieron a este nuevo “viernes negro” y al anuncio de la implementación –por lo demás muy laboriosa– de un “mecanismo europeo de estabilización” de 750.000 millones de euros para acudir en ayuda de los países enfrentados a dificultades presupuestarias, los (...)

Este artículo está reservado a suscriptores.

Si usted es suscriptor, introduzca sus datos a continuación para continuar con la lectura.


¿Todavía no es suscriptor?

Elija su fórmula de suscripción y cree su cuenta.