ESSION{id_auteur}|oui)

Portada del sitio > Mensual > 2018 > 2018/05 > "No tendrás mi sufrimiento"

"No tendrás mi sufrimiento"

por Walter Benn Michaels, mayo de 2018

En agosto de 1955, Emmett Till, un afroamericano de 14 años de Chicago, fue golpeado hasta la muerte en el estado de Mississippi, donde se encontraba visitando a algunos miembros de su familia. Sus dos asesinos blancos fueron detenidos y juzgados; el jurado solo necesitó una hora para dar su veredicto: “inocentes”.

Este asesinato no era nada excepcional: el Tribunal Supremo había declarado la abolición de la segregación racial en 1954 y esto desató una ola de resistencia con frecuencia violenta. La singularidad del caso obedece más bien al hecho de que sus autores fueron juzgados y que suscitó una ola de reacciones en el país, sobre todo gracias a la decisión de la madre de Emmett Till de organizar el funeral con el ataúd abierto: “La gente tiene que ver lo que le hicieron a mi hijo”, explicó. Las fotografías de su rostro vapuleado se vieron en todo el país.

En (...)

Este artículo está reservado a suscriptores.

Si usted es suscriptor, introduzca sus datos a continuación para continuar con la lectura.


¿Todavía no es suscriptor?

Elija su fórmula de suscripción y cree su cuenta.