ESSION{id_auteur}|oui)

Portada del sitio > Mensual > 2004 > 2004/11 > Golpe de Estado ideológico en Europa

Tratado Constitucional

Golpe de Estado ideológico en Europa

El 14 de octubre de 2004, la Asamblea Nacional Francesa discutió, sin votación, la adhesión de Turquía a la Unión Europea. Este debate muy mediatizado hace –¿temporalmente?– de pantalla a los objetivos del “tratado que establece una Constitución para Europa”. Sin embargo, este tratado erige el liberalismo económico como el objetivo supremo de la Unión. Ignorando la cuestión social, pone en cortocircuito el sufragio universal y pretende imponer una ideología oficial.

por Anne-Cécile Robert, noviembre de 2004

Los juristas adoran los debates, sobre todo si se prolongan y son incomprensibles para el común de los mortales. A menudo los resuelven a base de oscuros adagios en latín, menos destinados a esclarecer que a impresionar al adversario. Por ende, sólo esperamos de ellos una ayuda limitada para interpretar esta rareza política y jurídica que es el “tratado que establece una Constitución para Europa” firmado el 18 de junio de 2004. En cambio, la ciencia jurídica podrá brindar útiles aclaraciones que sustenten la apreciación, necesariamente política, del ciudadano.

El tratado “constitucional” es un documento híbrido con un alcance excepcional. En efecto, las Constituciones son actos de derecho “interno”, nacional, y no pertenecen al campo del derecho internacional, cuya herramienta tradicional es el tratado. Una Constitución es el acto solemne a través del cual una comunidad política (un pueblo o una nación) define sus valores y organiza la creación de las (...)

Este artículo está reservado a suscriptores.

Si usted es suscriptor, introduzca sus datos a continuación para continuar con la lectura.


¿Todavía no es suscriptor?

Elija su fórmula de suscripción y cree su cuenta.