ESSION{id_auteur}|oui)

Portada del sitio > Mensual > 2008 > 2008/12 > La India, ansiosa de reconocimiento

Una utopía realizable

La India, ansiosa de reconocimiento

Los odiosos atentados que sacudieron Bombay a finales de noviembre pasado causaron al menos 195 muertos –27 de ellos extranjeros– y unos 300 heridos. A pesar de la violencia de esos ataques, la India mantiene su voluntad de rivalizar con China. Nueva Delhi pretende elevarse al rango de las mayores potencias mundiales.

por Siddharth Varadarajan, diciembre de 2008

El 6 de septiembre de 2008, el Grupo de Proveedores Nucleares (GPN) –cartel de 45 naciones que controla el comercio mundial de equipamientos atómicos– decidió por unanimidad modificar sus directivas, y permitir que la India accediera a las tecnologías reservadas. Y ello a pesar de que Nueva Delhi no ha firmado el Tratado de No Proliferación y de que se niega a aceptar las inspecciones internacionales de todas sus plantas nucleares. El ingreso de la India en el “exclusivo club” de los países nucleares, marca uno de los cambios más importantes del orden internacional, después de la caída de la URSS y del ascenso de China, y es una muestra de las grandes transformaciones que se registran actualmente en la política internacional india como consecuencia de su transformación económica. La decisión del GPN sólo pudo lograrse con el apoyo de Washington, para quien ese acuerdo nuclear es el pivote sobre (...)

Este artículo está reservado a suscriptores.

Si usted es suscriptor, introduzca sus datos a continuación para continuar con la lectura.


¿Todavía no es suscriptor?

Elija su fórmula de suscripción y cree su cuenta.