ESSION{id_auteur}|oui)

Portada del sitio > Mensual > 2004 > 2004/04 > La Batalla del referéndum

La oposición venezolana juega su última carta

La Batalla del referéndum

Tras un golpe de estado abortado y una tentativa de desestabilización económica, la oposición venezolana parece recordar que existen procedimientos democráticos. Se ha resignado a la posibilidad que le da la Constitución de pedir un referéndum revocatorio contra el presidente Hugo Chávez. Su rechazo a aceptar las decisiones del Consejo Nacional Electoral y sus llamadas a la desobediencia civil han hecho permanentemente aumentar la tensión.

por Maurice Lemoine, abril de 2004

“Algunos reclamaban la organización de un referéndum. Pues bien, lo tuvieron. Y lo perdieron”. Sonriente, el presidente Hugo Chávez no puede contener algunas indirectas, este 14 de abril de 2002, durante la conferencia de prensa ofrecida tras su regreso a Miraflores, el palacio presidencial. Víctima de un golpe de Estado ocurrido tres días antes, acababa de ser repuesto en el poder por militares fieles y una fantástica movilización popular. En el interior de las villas miseria, una multitud de partidarios se solidariza con el comandante. “Si Chávez es tan malo, ¿por qué el pueblo lo quiere tanto? ¿Por qué hizo que volviera a Miraflores?”.

En aquel momento, Enrique Salas Römer, candidato a la presidencia derrotado por Chávez en 1998, comentaba: “La sensación sobre lo ocurrido fue que un gobierno de extrema derecha había tomado el poder e iba a actuar contra el pueblo. Por contraste, eso hizo que Chávez apareciera como (...)

Este artículo está reservado a suscriptores.

Si usted es suscriptor, introduzca sus datos a continuación para continuar con la lectura.


¿Todavía no es suscriptor?

Elija su fórmula de suscripción y cree su cuenta.