ESSION{id_auteur}|oui)

Portada del sitio > Mensual > 2015 > 2015/06 > Grecia, el golpe de Estado silencioso

Una asfixia financiera programada

Grecia, el golpe de Estado silencioso

Semana tras semana, el nudo corredizo de las negociaciones va dejando poco a poco sin aire al Gobierno griego. Además, altos dirigentes europeos han explicado al Financial Times que no será posible ningún acuerdo con el primer ministro Alexis Tsipras mientras “no se haya desembarazado del ala de izquierda de su Gobierno”. ¿Se les consentiría construir Europa, una Europa que predica solidaridad, sólo a los conservadores?

por Stelios Kouloglou, junio de 2015

En Atenas, “todo cambia y todo sigue igual”, como dice una canción tradicional griega. Cuatro meses después de la victoria electoral de Syriza, los dos partidos que gobernaron el país desde la caída de la dictadura, el Movimiento Socialista Panhelénico (Pasok) y la Nueva Democracia (derecha), están totalmente desacreditados. El primer gobierno de izquierda radical en la historia del país desde el “gobierno de las montañas”, en los tiempos de la ocupación alemana, goza de una gran popularidad.

Pero, aunque ya nadie menciona el nombre de la “Troika”, detestada por ser responsable del desastre económico actual, las tres “instituciones” –Comisión Europea, Banco Central Europeo (BCE) y Fondo Monetario Internacional (FMI)– continúan con su política. Amenazas, chantajes, ultimátums: una nueva “Troika” le impone al Gobierno del nuevo primer ministro Alexis Tsipras la austeridad que aplicaban dócilmente sus predecesores.

Con una producción de riqueza que se redujo drásticamente a una cuarta parte desde 2010 (...)

Este artículo está reservado a suscriptores.

Si usted es suscriptor, introduzca sus datos a continuación para continuar con la lectura.


¿Todavía no es suscriptor?

Elija su fórmula de suscripción y cree su cuenta.