ESSION{id_auteur}|oui)

Portada del sitio > Mensual > 2009 > 2009/12 > Cantos de libertad en el Sáhara Occidental

Música y compromiso

Cantos de libertad en el Sáhara Occidental

La represión contra los partidarios de la independencia del Sahara Occidental no cesa. El pasado 6 de noviembre, con motivo del 34 aniversario de la Marcha Verde, que permitió a Marruecos adueñarse del Sahara, el rey de Marruecos Mohamed VI instó a la justicia y a las fuerzas de seguridad a actuar con más firmeza contra “los adversarios de la integridad territorial de Marruecos”, es decir aquellos que reivindican la independencia de la antigua colonia española. En octubre pasado, siete figuras del independentismo saharaui fueron detenidas en Casablanca a su regreso de Argelia donde habían visitado los campamentos de refugiados saharauis en Tinduf (suroeste de Argelia) administrada por el Frente Polisario. La fiscalía marroquí les acusa de “colaboración con el enemigo” y serán juzgados por un tribunal militar. El 13 de noviembre, la Pasionaria del independentismo saharaui, Aminatu Haidar, que reivindica derechos sin recurrir a la violencia, lo que le ha valido ser apodada la “Ghandi saharaui”, fue detenida a su llegada a El Aaiún (Sahara Occidental) cuando regresaba de un viaje a Estados Unidos donde recibió el Premio Coraje Civil 2009 y expulsada a Lanzarote donde inició una huelga de hambre.

Las mujeres saharauis están en la vanguardia de la lucha. Entre ellas, la cantante Aziza Brahim, nominada al premio “Freedom to Create” que recompensa el coraje y la creatividad de artistas de todo el mundo que usan su talento para promover la justicia social. Después de años de ausencia, Aziza Brahim regresó recientemente al rincón del desierto donde se halla su hogar.

por Colin Murphy, diciembre de 2009

Tres imágenes de la cantante saharaui Aziza Brahim: cruzada de piernas en el suelo de una casa de adobe en el Sahara Occidental, envuelta en el melfa tradicional, hablando de política; con las piernas colgando del escenario del increíble teatro romano en Mérida, cantando ante un público de turistas de un día; y de un humor de perros y con una voz ronca en un almuerzo en Londres, a la espera de una larga noche y nerviosa ante el concierto que tiene por delante.

Empecemos por la última imagen: Aziza Brahim, que acababa de situarse número uno en la lista de Músicas del Mundo del influyente eMusic.com con su disco Mi Canto, estaba en Londres a petición del Festival de Música Africana que cada año celebra la ciudad. En el camerino del Queen Elizabeth Hall, más tarde durante ese mismo día, una procesión de entusiastas jóvenes seguidores querían pasar unos minutos (...)

Este artículo está reservado a suscriptores.

Si usted es suscriptor, introduzca sus datos a continuación para continuar con la lectura.


¿Todavía no es suscriptor?

Elija su fórmula de suscripción y cree su cuenta.

P.-S.

LMD edición en español